viernes, 2 de marzo de 2012

VIDAS ROBADAS


A mamá, le dijeron
que yo había nacido muerto.

Yo crecí con unos padres
que no eran los míos.

Os busqué, cuando ya me buscabais.

Descubrí que detrás de esta maldad
hubo hábitos religiosos
teñidos de inmoralidad y vileza,
del color negro de un mal apabullante
imposible de olvidar.


Hoy, solo quiero recuperar
la vida que nos robaron.

Los besos y abrazos que no nos dimos,
los juegos con mis hermanos
en el pueblo del que venimos.

Y a ti, madre engañada
por un tiempo despreciable
que quedará sin castigo

sólo abrazarme en tu pecho
a mecerme entre tus brazos
con música, de latidos.

4 comentarios:

Azucena dijo...

Me he visto reflejada en tu poema.Muchas gracias.

Mª LUISA dijo...

Bueno el poema llega Nico,pero no estoy de acuerdo en eso de la crueldad de los hábitos religiosos.
Ellas acogen a niños ABANDONADOS,sin saber la identidad delos padres.Incluso me atrevería a decir que los encuentran delante de sus puertas la mayoría de las veces.Y por el contrario hay que agradecer a esa monjas ser madre y padre a la vez y criar a essa ABANDONADOS sin pedir nada a cambio.

Nico Corraliza dijo...

Mª Luisa,el poema, es reflejo de un caso real, en este caso quien cometió este crimen, fue una religiosa.Todos sabemos la cantidad de buenas gentes que hay dentro de la iglesia, pero estos hechos han sido reales.Si te has sentido ofendida, te pido disculpas.Saludos.

acróbata dijo...

Tremendo esto Nico.

Muy bien tratado en tus versos un tema tan delicado.

Abrazote.

Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.

Photos by Don French